Proteína para llevar

No caigas en la tentación de comer un apetecible pastel – ¡toma en su lugar una Zero Bar!
20.04.2018



Seguro que a ti también te ha pasado, no importa cuanto intentes prestar atención a tu dieta y hábitos de comida, planear, cocinar por adelantado y meter tus comidas en fiambreras, tu ritmo de vida interviene. Tienes una reunión inesperada que retrasa la comida que habías planeado, o un cliente de última hora llega y te pide si tienes tiempo de tener otra sesión de entrenamiento justo cuando estás a punto de comer, o tienes tu comida dosificada, pero solo tienes cinco minutos para llegar a algún lugar. No vas a decir ‘no’ a tu jefe o no atender a un cliente, ni parar tu ritmo de vida para empezar a comer de una fiambrera. Ahí es cuando entran en juego las comidas trampa.

Es muy cómodo entrar en la pastelería más cercana, comprar algo preparado y listo para comer, es más, algún pastel o algo de chocolate, ya que “necesitas energía de todas formas”! Sin embargo, el problema con esto, es que contienen muchas calorías innecesarias y muy poco útiles; son ricas en energía pero tienen un contenido de nutrientes muy bajo. Los pasteles principalmente contienen carbohidratos de rápida absorción, lo que quizás puede hacerte la persona más feliz del mundo mientras te los comes – es decir, durante unos cinco minutos. Una hora más tarde, sin embargo, lo que te queda después es mala conciencia – que tu energía que había durado hasta el mediodía (en relación a la comida saludable) es ya historia – y hambre. Uno de los inconvenientes de los carbohidratos de absorción rápida es que elevan los niveles de azúcar en sangre muy rápido. Como respuesta, tu cuerpo empieza a liberar insulina para transportar los carbohidratos a tus células los antes posible (es decir, normaliza los niveles de azúcar en sangre), y tu pobre cerebro se siente hambriento de nuevo, lo que te hace sentir hambre otra vez. Es un círculo vicioso. La buena noticia es que puedes prevenir todo esto al planear conscientemente tus comidas y comerlas a intervalos regulares. Aquí es donde la condenada vida entra en escena, evitando que comas conscientemente, así que necesitas una alternativa rápida pero saludable. Es importante no caer en la desesperación en este punto, ya que hay una solución para todo – una Zero Bar, por ejemplo.

En estos casos, Zero Bar es una elección perfecta, ya que sus valores nutricionales ofrecen una opción rápida, deliciosa y nutritiva en este mundo de prisas. Gracias a su ingrediente especial “aislado de suero nativo”, Zero Bar proporciona a tu cuerpo proteína de alta calidad. ¡Muéstranos  un pastel que te permita ingerir 20 g de proteína! No puedes, ¿verdad?

La mayoría de barritas de proteína tienen algún tipo de cobertura de yogurt o chocolate, que contribuye ampliamente para que estén deliciosas, pero también aumenta su contenido de azúcar. Cuando creamos Zero Bar, un criterio muy importante fue que debía contener tan poco azúcar como fuera posible, pero que fuera agradable y deliciosa. Así es como el producto se hizo sin cobertura, con un fantástico sabor y libre de azúcar añadido.

Actualmente, cada vez más gente sufre de alguna intolerancia alimentaria o alergia; afortunadamente, Zero Bar puede encajar en la dieta incluso de personas sensibles a la lactosa y también al gluten, ya que el producto está libre de lactosa y gluten. Además de su alto contenido de proteína, Zero Bar también es rica en fibras dietéticas, para que puedas superar cualquier obstáculo hasta tu próxima comida más fácilmente.

Por supuesto, esto no es para animarte a no planear o preparar tus comidas por adelantado para el día siguiente. Mantén tus hábitos de comida consciente y una dieta variada! Yo simplemente quiero apuntar que en las situaciones previamente mencionadas – por otro lado, comunes – de emergencia, Zero Bar puede ser tu salvavidas. Una Zero Bar encaja fácilmente en cualquier sitio: tu bolsa, el cajón de tu escritorio o incluso en el bolsillo de tu abrigo. No caigas en la tentación de comer un apetecible pastel – ¡toma en su lugar una Zero Bar!

Además de los sabores ya conocidos, ahora tenemos dos más disponibles: el clásico chocolate-banana, y el refrescante chocolate-menta.


Cómo mejorarías este artículo?




El contenido podría ser:





Cancelar

Te ha gustado este artículo?